La apuesta Yankee – Comparador Apuestas

A nadie se le escapa el hecho de que las apuestas deportivas basado buena parte de su éxito en una explosiva combinación. Mezclar de manera creativa y original la pasión por el mejor deporte con la adrenalina que aporta apostar algo de nuestro dinero en él no tardó demasiado tiempo en acumular seguidores en todo el mundo. La tendencia que anuncian los expertos de esta industria del juego on line es que los usuarios de las casas de apuestas no dejarán de crecer en los próximos años.

Como hemos dicho en muchas ocasiones, Internet ha hecho aparecer infinitas webs en las que se ofrecen todo tipo de trucos y estrategias a los apostantes bajo la promesa de que con su aplicación lograrán grandes ganancias. No nos cansaremos de advertiros de que eso no es así, ya que ganar con las apuestas es algo realmente complejo y no existen técnicas infalibles ni nada que se le parezca. El único modo que existe de mejorar los resultados de nuestras apuestas es un concienzudo trabajo por parte del jugador.

En nuestra sección “Estrategia”, ya os hemos ofrecido muchas y muy variadas técnicas de juego que van encaminadas a mejorar vuestros resultados. Una de las primeras claves que os recordamos siempre es la de manejar la mayor cantidad posible de información de calidad. Solo así podréis acercaros al deporte y evento en cuestión con ciertas opciones de lograr buenos resultados. Apostar a ciegas es siempre sinónimo de pérdidas. A continuación, debemos saber muy bien hasta dónde podemos llegar con nuestros recursos económicos. Controlar nuestro propio bankroll es primordial también. Por último, debemos decidirnos a aplicar aquella estrategia que mejor se adapte a nuestros objetivos estando plenamente seguros de que sabremos llevarla hasta el final.

Esta última cuestión es, sin duda, una de las más importantes y vale la pena que nos detengamos un poco más. Como bien sabéis, una buena estrategia puede ser clave de cara a los resultados finales de nuestras apuestas. Tened bien presente que una estrategia no es garantía de nada, sino que nos marca un camino para avanzar con mayor seguridad en nuestras apuestas. Las estrategias nos ayudan a minimizar de manera importante los riesgos que corremos y son la clave también para no cometer los errores que hayan podido tener otros jugadores, así que podemos decir que nos ayuda a mejorar resultados apartándonos de las malas decisiones.

En nuestra página web www.comparadorapuestas.net y dentro de nuestra sección “Estrategia” tenéis muchas de esas técnicas explicadas con detalle. Una vez más, debéis tener bien en cuenta que no todas las estrategias servirán ni para todos los deportes, ni para todos los eventos ni para todos los momentos. Saber decidirse por la que más nos convenga será una de las claves que nos digan si podemos tener éxito o no en el siempre complicado mundo de las apuestas deportivas.

 

Características de las apuestas combinadas

En nuestro artículo de hoy no hemos decidido a explicaros en qué consiste y cómo se aplica la apuesta Yankee. Lo primero que debemos saber sobre ella es que se trata de una apuesta combinada, así que tal vez sea mejor acercarse de nuevo a este tipo de apuesta para ver de qué se trata. Seguro que muchos de nuestros lectores habituales ya lo saben, pero solo será un breve recordatorio que nos refrescará a todos la memoria y ayudará en gran medida a los jugadores más inexpertos.

Al habar de apuestas combinadas  nos estamos refiriendo a aquellas en las que el jugador combina dos o más eventos. Uno de los rasgos que más claramente las determina es que sus cuotas van aumentando por el hecho de que se multiplican también las de cada elección. Lo que se consigue con esto es que las posibilidades que tiene el apostante de conseguir ganancias es mucho mayor, pero también es cierto que es a costa de correr riesgos mucho más importantes.

En líneas generales, una apuesta combinada se considera acertada cuando todos los eventos que hemos seleccionado han sido acertados. Si echamos un rápido vistazo a un ejemplo, podemos decir que, si apostamos en tres eventos con cuotas 1, 2, 1, la cuota total será de 3. Esto querrá decir en la práctica que, si apostamos un euro, nos darán 3, y si apostamos 10, nos darán 30.

A día de hoy existen ya numerosos tipos de apuestas combinadas. En cualquiera de los casos que os vamos a describir se trata de apuestas muy populares y con un enorme gancho para los usuarios debido a las enormes posibilidades que ofrecen de ganar dinero. Os recomendamos encarecidamente la lectura de nuestra sección “Estrategia” en la que podréis encontrar pormenorizadas descripciones de todas las modalidades que vamos a ver a continuación.

La Canadiense es una apuesta completa de cinco selecciones. Va a estar formada por 26 apuestas: 10 dobles, 10 triples, 5 de cuatro selecciones y 1 de cinco selecciones.

La Patent es una combinada completa con apuestas sencillas en tres selecciones diferentes. Estará formada por 7 apuestas: 3 sencillas, 3 dobles y 1 triple.

Cuando hablamos de la Heinz, se trata de una completa con seis selecciones.  Estará formada por 57 apuestas: 15 dobles, 20 triples, 15 de cuatro selecciones, 6 de cinco selecciones y 1 de seis selecciones.  Por su parte, la Súper Heinz es una combinada completa con siete selecciones. Estará formada por 120 apuestas: 21 dobles, 35 triples, 35 de cuatro selecciones, 21 de cinco, 7 de seis y, finalmente, 1 de siete selecciones.

Por último, la modalidad conocida como Goliath también es completa, pero con 8 selecciones. Estará formada por un total de 247 apuestas: 28 dobles, 56 triples, 70 de cuatro selecciones, 56 de cinco, 28 de seis, 8 de siete y 1 de ocho selecciones.

Como veis, existen numerosas modalidades distintas dentro de este tipo de apuesta y su complejidad va en aumento a medida que se van combinando más y más apuestas. Lo más importante, en cualquier caso, será conocer todos sus detalles y ser capaces de aplicarlas hasta el final. Si lo logramos, estaremos mucho más cerca de conseguir los objetivos que nos hubiéramos marcado al empezar a jugar.

 

Estas son algunas de las claves de la apuesta yankee.

Queda claro, pues, que la modalidad yankee es un tipo de apuesta combinada. Sus claves más importantes son que el usuario realiza 4 pronósticos de los que se formarán un total de 11 apuestas: 6 de ellas serán combinadas de dos, habrá 4 combinadas de tres y una combinada de 4. El mínimo resultado que deberemos conseguir para obtener alguna ganancia con nuestras apuestas es de al menos dos pronósticos correctos.

Como es lógico y también habitual en este tipo de apuesta, las ganancias que reuniremos dependerán de la cantidad exacta de pronósticos correctos que logremos sumar.

Para ser más precisos, obtendremos la devolución de una parte de la cantidad total que hayamos apostado en el caso de que acertemos dos selecciones, pero para conseguir una verdadera rentabilidad necesitaremos obtener al menos cuatro pronósticos acertados.

Imaginemos que hacemos una apuesta yankee de 11 euros. Supongamos que lo hacemos en eventos que tienen las siguientes cuotas: 1.50, 1.75, 2 y 2.25. Pongamos por caso que solo somos capaces de acertar dos de esos eventos seleccionados, en concreto, los de 1.75 y 2 euros de cuota. De ser así, solo habremos conseguido ganar una apuesta doble,  ya que todas las otras posibilidades que teníamos las habríamos perdido ya. En este hipotético caso, nuestra rentabilidad sería: [(1.75 x 2) x 1] = 3.5 euros -11 euros = -7.5 euros.

Obviamente, a medida que logramos más aciertos sube la rentabilidad y eso es debido a que también lo va a hacer la dificultad. Imaginemos que acertamos las tres selecciones cuyas cuotas son 1.50, 1.75 y 2. De este modo logramos acertar tres apuestas dobles y una apuesta triple, aunque perderemos todas las demás. Estos serían nuestros resultados:

En las apuestas dobles: [(1.50 x 1.75) x 1] + [(1.50 x 2) x 1] + [(2 x 2) x 1] = 9.62 euros.

En la apuestas triples: [(1.50 x 1.75 x2)] = 5.25 euros.

Estas cifras nos darían unos resultados totales de [9.62 + 5.25 / 11] = 2.87 euros.

Hagamos ahora la comparativa con la rentabilidad que habríamos logrado en el caso de haber hecho apuestas simples, eso sí, apostando siempre la misma cantidad, es decir 2.75 euros a cada apuesta simple.

En el primero de los casos, en el que se conseguían dos aciertos y dos fallos, estos habrían sido nuestros resultados: [(1.75 / 1) x 2.75] + [(2 / 1) x 2.75] / 2.75 / 2.75 = -0.69 euros.

En el segundo de los casos, aquel en el que se lograban tres aciertos y dos fallos, tendríamos estos resultados: [(1.50 / 1) x 2.75] + [(1.75 / 1) x 2.75] + [(2 / 1) x 2.75] / 2.75 = 3.44 euros.

Como podéis apreciar de la manera más simple y fácil, los resultados que nos ofrece la apuesta yankee son sensiblemente peores que aquellos que lograríamos usando apuestas simples, pero del mismo modo, vemos también que la rentabilidad a partir de tres aciertos y un fallo es mucho mayor en el caso de esta estrategia que hoy estamos viendo. Lo que nos están indicando estos datos es que la yankee supone una opción muy válida cuando nos dispongamos a apostar en deportes o eventos en los que nuestro yield sea realmente alt o. Algunos tipsters llegan a situar ese yield en el entorno del 20 %.

 

Un ejemplo más de cómo funciona la apuesta yankee

La complejidad de este tipo de apuesta hace que la mejor opción para acabar de entender su mecánica y su funcionamiento sea siempre recurrir a algún ejemplo concreto. Vamos a aportaros uno más, en este caso, de fútbol para arrojar más luz si podemos sobre este tipo de apuestas.

Imaginemos que vamos a apostar en varios eventos de la Liga de Campeones. Una vez que nos hayamos decidido por las selecciones que queremos hacer, así es cómo quedarían nuestras apuestas marcadas y las diferentes opciones de apuesta que tenemos:

-Apuestas simples: realizaremos cuatro diferentes.

-Apuestas dobles: se trata de combinar todos los eventos que hemos seleccionado de dos en dos. Esto quiere decir que realizaremos un total de seis apuestas diferentes.

-Apuestas Triples: habrá que combinar todos los eventos de tres en tres. Haciendo eso, nos saldrán cuatro apuestas diferentes a realizar.

-Apuestas cuádruples: se trata de combinar los cuatro eventos seleccionados de manera simple.

Creemos que ha quedado clara la mecánica que siguen estas apuestas. De nuevo tienen la dificultad de tener que combinar diferentes eventos y eso complica la situación porque obliga al apostante a tener mayores conocimientos y más información  en su poder. Como habréis podido comprobar fácilmente, se trata de una manera de apostar que, si bien es cierto que aumenta en dificultad, también lo es que mejora las expectativas de ganancia. Solo nos queda animaros a usarla si os veis preparados para ello y es lo que mejor se adapta a vuestros objetivos.