Así es la aplicación móvil de Bwin

Un simple vistazo al desarrollo que ha experimentado en los últimos años la industria del juego on line basta para darse cuenta de que muy pocos sectores han vivido algo igual. La capacidad de adaptación y de intuir las necesidades de sus clientes ha hecho de estas empresas referencias absolutas. Nadie como ellas, en un periodo de tanto cambio como el presente, ha sido capaz de conjugar tan bien, el increíble avance de la tecnología con las demandas de sus clientes.

Ya habéis leído en nuestras descripciones de la
s diferentes casas de apuestas cómo han sido capaces de pasar en pocos años de un tipo de negocio modesto y casi que local, a enormes multinacionales que operan en todo el mundo. Su capacidad para visionar las enormes posibilidades que les daba Internet ha sido clave para este desarrollo, pero hay mucho más, tal y como iremos viendo a lo largo de este artículo.

Desde luego, llegar a ser las grandes compañías que hoy son no es nada fácil. Los retos a los que han tenido que enfrentarse han sido enormes en muchas ocasiones. Solo la intuición y la capacidad de inversión que han tenido estas empresas les han permitido avanzar al mismo tiempo que atraían a más y más clientes en todo el mundo.

El primero de esos grandes retos de los que hablábamos fue el de ser capaces de dotarse de una páginas web lo suficientemente atractivas y potentes como para que respondieran a las demandas de los usuarios. Satisfacer esas necesidades no iba a ser nada fácil ya que los clientes de este tipo de casas de apuestas suelen ser muy exigentes. En las webs, por lo tanto, no podía faltar de nada. Debía haber una potente y amplia oferta deportiva, por supuesto, y también un buen número de posibilidades de apuesta entre las que elegir. Además, la propia naturaleza de estas apuestas exigía que hubiese una sección de información de calidad que les ayudará en la toma de decisiones con sus apuestas. Un reto, como podéis imaginar, de enormes proporciones.

A día de hoy, parece evidente que las principales casas de apuestas de todo el mundo ya lo han conseguido. Un paseo por las webs de Bwin, William Hill o Bet 365 es hacerlo por unas páginas de completas de enorme calidad y con una enorme facilidad en la navegación.

Pese a esto, las compañías están obligadas a seguir mejorando día a día debido a la enorme competencia existente en el sector y a la evolución propia de sus clientes. Las empresas no tienen mucho donde elegir en este sentido. De no hacerlo, de no renovarse constantemente, la fuerza de la competencia les arrollará y quedarán atrás rápidamente. Los clientes no suelen tener grandes problemas para cambiarse de casa de apuestas.

Visto todo lo dicho, no es de extrañar comprobar la enorme calidad que poseen muchos de los sitios web de las casas de apuestas.

 
Registrar en Bwin  

Apostar en directo: el segundo gran reto

 

Con las webs de calidad ya a pleno rendimiento, no iban a tardar demasiado en aparecer nuevas necesidades y demandas por parte de los usuarios. Y no creáis que iban a ser cuestiones de fácil resolución. El crecimiento de la oferta deportiva en los medios de comunicación creó la necesidad en los clientes de poder realizar sus apuestas en directo, es decir, mientras se estaba celebrando el propio evento. Una vez más, las empresas iban a necesitar de un nuevo e importante impulso en su tecnología para poder satisfacer a sus clientes. Y así fue.

Las compañías no iban a tardar en ponerse manos a la obra e iniciaron el proceso de inversión que acabaría dotándolas de la tecnología que necesitaban para ofrecer eventos en directo. Muchas de ellas no iban a tardar en disponer de esas herramientas, logrando atraer a muchos clientes en todo el mundo.

La calidad en un primer momento no era todo lo buena que puede ser hoy, pero no tardaría en mejorar, sobre todo, en lo que se refiere a la señal, aumentando más y más las posibilidades de apuesta. Sin duda, las apuestas en directo abrieron un nuevo periodo en la evolución del juego on line ya que atraía a muchos nuevos usuarios al mismo tiempo que multiplicaba tanto las opciones de juego como las de negocio. Más apuestas, más mercados y más eventos solo podían ser sinónimos de más clientes y mayores beneficios para las empresas.

 

En poco tiempo, las apuestas en directo ya tenían un lugar de honor en las preferencias de los usuarios. Las compañías no tardaron en detectarlo y situaron en esa modalidad de juego sus mejores ofertas, cuotas, bonos y promociones.

La respuesta de los clientes no pudo ser mejor. Y es que unir la pasión por el mejor deporte del planeta con la posibilidad de apostar en ellos en directo ha supuesto un éxito tremendo para las empresas, tendencia que no parece ir a estancarse próximamente.

El futuro de las casas de apuestas: la aparición de las aplicaciones móviles

Una vez que las compañías de apuestas en Internet ya contaron con su web de calidad y con la posibilidad de apostar en directo, apareció un tercer desafío, esta vez, aún mayor, si cabe. Esta vez, el desafío iba a llegar como consecuencia del desarrollo de la tecnología de otro ámbito, como es, en este caso, el de los teléfonos móviles. Su extraordinario desarrollo en los últimos tiempos abría de par en par las puertas a una posibilidad imposible de imaginar poco tiempo atrás: la de poder apostar en el momento que se quiera y sin importar para nada el lugar en el que te encuentres.

Una vez más, las compañías se vieron ante una nueva carrera entre ellas por ver quién era capaz de desarrollar la mejor aplicación móvil. De nuevo, tal y como había ocurrido en momentos pasados, no había más posibilidades que lograrlo o verse superados por la competencia.

Con los nuevos teléfonos inteligentes, ya no se necesitaba tener delante un ordenador para apostar y la libertad del usuario era total y absoluta desde ese mismo instante.  La potencialidad de estos dispositivos móviles es tal que la industria de las apuestas on line no iba a tardar demasiado en sacarle provecho. El objetivo no podía ser más claro ni más ambicioso: tenían que ser capaces de desarrollar las aplicaciones móviles que pusieran en los teléfonos o tablets de sus clientes toda la oferta de apuestas con la que contaban ya en la página web. No parecía, desde luego, una idea fácil de desarrollar, pero hoy por hoy ya es toda una realidad.

A día de hoy, todas las grandes compañías del sector cuentan ya con esta tecnología y estas aplicaciones móviles permiten a sus usuarios seguir el minuto a minuto de todos aquellos eventos que te puedan interesar de cara a tus apuestas. Además, tal y como ya os hemos ido explicando en nuestra sección “Experiencia”, no necesitarás realizar un nuevo registro para jugar desde estas aplicaciones, sino que bastará con el que ya tenías para la web.

Muchas compañías han entendido que, cuanto mejor sean esas aplicaciones, más posibilidades de jugar tendrán sus clientes y, por lo tanto, más beneficios podrán arrojar en las cuentas de resultados de la empresa. Con este pensamiento, parece lógico que muchas de ellas hayan considerado central en su negocio el desarrollo de estas nuevas aplicaciones.

La juventud de esta tecnología hace que no sepamos aún hasta dónde puede llegar. Sí que parece claro que buena parte del futuro de esta industria pasa por el desarrollo y perfeccionamiento de estas aplicaciones móviles.

Si el negocio de las apuestas on line no ha parado de crecer en los últimos años es también gracias al extraordinario mundo de posibilidades que estas aplicaciones ponen a disposición de sus usuarios.

 

Las aplicaciones móviles de Bwin

Bwin es, como sabéis, una de las más grandes compañías de juego on line de cuantas operan en estos momentos en el mundo. Su poder e incuestionable y fue una de las primeras que más decididamente se lanzó a por el desarrollo necesario de este tipo de tecnología.

Ahora mismo, ya ofrece una amplísima oferta deportiva con su correspondiente variedad de apuestas a través de sus aplicaciones móviles.

Las aplicaciones móviles  de Bwin ya están disponibles tanto para iPhone como para Android y, por supuesto, son totalmente gratuitas. A través de ellas, y sin más registro que el de usuario de la web, podrás acceder a toda su oferta deportiva a través de rápidos accesos directos. Además, las app de Bwin poseen un importante valor añadido. En ellas encontrarás una magnífica sección de estadísticas detalladas que te ayudarán de maneta importante a la hora de realizar tus pronósticos. Ya os hemos dicho en innumerables ocasiones la gran importancia que tienen las estadísticas en las apuestas deportivas, así que nos parce una sección más que destacable en estas aplicaciones.

En cuanto a la oferta deportiva que ponen a nuestro alcance, en nada se diferencia de la que podemos encontrar en su web. Además, la app cuenta con una calidad extraordinaria que nos permitirá también disfrutar de la modalidad de apuestas en directo casi que como en ninguna otra.

Ya hemos dicho que el uso de las aplicaciones móviles de Bwin es totalmente gratuito. Aún así, tened en cuenta que supone el uso de datos que podría acarrear algún cargo por parte de la compañía telefónica. Para vuestra tranquilidad, consultad este asunto con vuestro operador.

Bwin, al igual que muchas de las otras compañías de gran tamaño del sector, ha intuido que el futuro de las apuestas on line pasa por el desarrollo de estas aplicaciones. Es por eso que toma muchas decisiones para beneficiar a los usuarios de las mismas. Así, no es extraño que las mejores cuotas, bonos o promociones aparezcan ligados a eventos en directo y que puedes apostar en ellos a través de tu dispositivo móvil. Ya sabéis que es una táctica muy extendida entre las diferentes compañías de apuestas on line para captar nuevos clientes.

La calidad de las aplicaciones de esta compañía ha hecho que muchos clientes se hayan pasado directamente a esta modalidad, dejando más a un lado la web tradicional. Su desarrollo ya es enorme por lo que podremos ver imágenes en directo de fútbol, tenis, carreras de caballos o baloncesto en el momento que nos apetezca. Además, si nuestras preferencias no van tan solo hacia los deportes sino que nos apetece jugar también a otro tipo de juegos como el casino o el póker, Bwin nos ofrece también esa posibilidad.

En definitiva, estamos seguros de que todo lo que os hemos estado exponiendo no significa otra cosa que una época nueva para las apuestas deportivas en Internet. La tecnología ha permitido una mejora enorme de la calidad de estas webs, les ha ayudado a llegar a mucha más gente y, sobre todo, ha hecho posible el reto de poder jugar en el momento que quiera el cliente, esté donde esté. El porvenir de este sector parece, francamente, inmejorable así que no podemos hacer otra cosa que recomendaros encarecidamente que empecéis a disfrutar de las enormes posibilidades que os ofrecen las aplicaciones móviles de Bwin

 
Registrar en Bwin