Estrategias para apostar en rugby

 

La oferta deportiva que nos ofrecen las casas de apuestas on line es cada vez más extensa y llega a más eventos y a más modalidades. Lejos quedaron los primeros momentos de estas empresas en los que no eran capaces de cubrir mucho más allá de los grandes eventos del fútbol o el baloncesto.

Hoy por hoy, los llamados deportes minoritarios juegan también su papel dentro de la industria. Los datos de los que disponemos son claros. Los usuarios de las casas de apuestas on line disfrutan también apostando en aquellos deportes que no cuentan con un seguimiento tan masivo.

Dentro de esta categoría hay varias disciplinas que destacan por encima del resto. Nos estamos refiriendo a algunas con tanto tradición como las carreras de caballos o de galgos, tan ligadas al modo británico de entender las apuestas. Otros, a pesar de tener enormes audiencias, no llegan al nivel del fútbol y por eso los incluiremos en este grupo. El tenis o la Fórmula 1 cuentan con grandes aficionados a la hora de realizar sus apuestas en sus distintas citas de importancia.

Con esto, lo que queremos destacar es el hecho cierto de que no todo es fútbol dentro del ya complejo mundo de las apuestas deportivas. Como siempre nos gusta destacar en nuestros artículos, las empresas dedicadas al juego on line han sabido comprender a la perfección que sus usuarios son grandes amantes del deporte en general, por lo que no les bastará con lo mejor de un par de deportes. Las diferentes casas, pero muy especialmente las grandes, han acabado por diseñar una oferta extensa y de calidad que no defraudará ni tan siquiera a los apostantes más exigentes.

 

El caso de rugby

Dentro de la categoría de deportes que hemos intentado establecer en la introducción tiene su espacio también el rugby. Como deporte de origen británico que es, ha estado siempre ligado de manera importante a las apuestas, pero quedaba por ver si triunfaría en este sentido cuando las apuestas on line se hicieran planetarias.

No podemos negar que el rugby sigue siendo un deporte ligado de manera muy especial a ciertos lugares del mundo, pero va ganando adeptos cada día. Zonas como Gran Bretaña, Australia y Nueva Zelanda, Sudáfrica, Francia o Argentina son las que mayor número de seguidores y practicantes acumulan. Siendo esto cierto, mucha atención al auge que está experimentando el rugby en otros países como España o Italia, entre otros.

 

Antes de meternos por completo en la posibilidad de apostar en el rugby, queremos aclararos algunas cuestiones previas que, desde luego, consideramos vitales para todo aquel que se acerque a este deporte por primera vez. Debemos tener my claro que en el rugby existen dos modalidades: la Rugby Union y la Rugby League. Las casas de apuestas ya lo diferencian perfectamente en sus páginas webs, pero aún así es muy importante que sepamos en qué se diferencian. Aquí tenéis las principales diferencias:

-Los equipos de la Rugby Union tiene 15 jugadores por los 13 de la Rugby League.

-En la League no se forma “rucks” para disputar el balón.

-En la Rugby League, no hay “lines” cuando la pelota sale del campo por las bandas.

-En la “Rugby Union”, el try o ensayo vale 5 puntos, mientras que en la Rugby League tan solo 4.

 

Además del Mundial que, seguramente, sea la competición con mayor prestigio, existen otras ligas y competiciones de lo más atractivas como el Top 14 de Francia, la ITM Cup de Nueva Zelanda, la Pro 12 Rugby, de Irlanda, Escocia, Gales e Italia, o el Súper Rugby (también conocido como Súper 15), que es, sin duda, el campeonato más relevante del hemisferio sur con equipos de Nueva Zelanda, Sudáfrica y Australia.

 

¿En qué podemos apostar dentro del rugby?

Lo cierto es que el rugby es un deporte que nos ofrece diferentes alternativas a la hora de apostar y eso siempre es un gran atractivo para los usuarios. Por supuesto, una de las variantes más atractivas es la de “ganador del partido”, pero hay muchas más. También son muy seguidas las Over / Under, referidas casi siempre al número total de puntos que se van a conseguir en un partido (más de 43, menos de 40…).

También se nos ofrecen mercados un poco más rebuscados, pero igualmente atractivos y que nos llevarán a seguir los partidos con la máxima emoción. En estas variantes estarán, por ejemplo, apostar a qué equipo anotará los primeros o los últimos puntos, si esto ocurrirá en el primer o el segundo tiempo, si se va a convertir o no el primer try o el margen con el que se conseguirá la victoria. Por supuesto, no pueden faltar una de las modalidades que más seguidores tiene no solo en rugby sino en otros muchos deportes también: las apuestas con hándicap. Nos van a aportar siempre unas cuotas mucho más atractivas a la hora de apostar al favorito. Si eres un buen experto en rugby revisa siempre esta posibilidad de apuesta ya que las casas a veces no lo son tanto y podrás encontrar cuotas de verdad suculentas.

 

Lo más interesante del rugby para cualquiera que le guste apostar es la enorme cantidad de posibilidades diferentes que nos ofrece. Puede que no sea un deporte tan popular como otros, pero eso también nos da más opciones debido a que no habrá tantos competidores, como nos puede suceder, por ejemplo, en el mundo del fútbol. Eso sí, recuerda que si no eres un gran seguidor del rugby deberás hacer el habitual trabajo de documentación y recogida de información que siempre os recomendamos. Aunque haya menos competencia a la hora de jugar que en otros deportes, apostar a ciegas ya sabéis que solo puede significar pérdidas para vosotros.

Consejos para vuestras apuestas en rugby

Al final del epígrafe anterior ya os anunciamos uno de los más importantes. Sin duda, no debéis empezar a apostar en rugby si no sois grandes seguidores de este deporte o si no conocéis la competición, los equipos y los jugadores en los que vais a invertir vuestro dinero. Una buena recogida de información, así como un adecuado análisis previo de todo cuanto rodea el evento en cuestión, es primordial para que cualquier apostante tenga visos de éxito.

Nuestro consejo es que centréis vuestra atención en una competición puntual y la estudiéis en profundidad. Debéis recoger las noticias deportivas más relevantes, así como las estadísticas, el estado físico de los jugadores, posibles lesiones… en definitiva, todo aquello que pueda tener relevancia en el evento. No olvides nunca que la información es poder para los apostantes.

Mucha atención con el aspecto físico de los jugadores porque puede marcar diferencias. Ya sabéis todos de la enorme dureza de este deporte, así que las lesiones son algo bastante habitual. Deberéis estar bien atentos al tiempo de recuperación que vayan a precisar los lesionados. La presencia o no de un jugador en concreto en el partido puede hacerlo cambiar de manera notable dependiendo de quién se trate.

Otro de los rasgos que caracterizan de manera especial al rugby es que los equipos le dan una mayor importancia a las competiciones internacionales, muy por encima de la que le pueden dar a las domésticas. Es una cuestión de cierta importancia ya que deberéis conocer perfectamente el calendario. ¿Por qué? Pues simplemente porque, al contrario que en la mayoría de deportes, el rugby no detiene sus ligas nacionales cuando hay competiciones entre selecciones, por ejemplo. Son detalles, como podéis imaginar, de gran importancia pensando en nuestras apuestas ya que habrá equipos que lleguen a ciertas citas sin algunos de sus mejores hombres.

Una de las estrategias de apuesta que mejor rendimiento ha mostrado en lo que se refiere al rugby es la llamada “mitad del partido con mayor número de puntos”. Lo que se apuesta en esta modalidad no es otra cosa que si se marcarán en el primer tiempo más puntos que en el segundo, o simplemente si el resultado va a ser un empate. En esta modalidad, van a jugar un papel muy importante las estadísticas ya que serán ellas las que nos den la información concreta de cómo llegan los equipos al partido en lo que se refiere concretamente a los puntos. Y no nos referimos solo a la cantidad de puntos que marquen, sino también, por supuesto, el momento del partido en el que se marquen.

Echando un vistazo a las estadísticas generales del rugby, observamos que la mayor parte de los puntos que se anotan se hacen en el segundo tiempo. En esta modalidad, las cuotas que nos ofrecen las casas de apuestas están situadas entre los 1.71 y los 1.85 euros por cada euro que nos juguemos, así que estamos ante una buena opción para hacernos con excelentes ganancias.

Lo más adecuado para que esta estrategia nos aporte los beneficios que esperamos es seleccionar un equipo que disponga de un buen ataque, que esté mostrando regularidad y que nuestros datos estadísticos nos digan que se marcarán pocos puntos entre los dos. Con estas premisas, no será difícil que optemos a ganancias verdaderamente importantes.

Si revisar los datos estadísticos en cuanto a actuaciones pasadas de los equipos y jugadores es importante, no lo es menos tampoco el lugar en el que se va a celebrar el partido. En rugby, el campo cuenta y mucho, como también lo hace saber quién es local o visitante, por supuesto. Pueden parecer aspectos no tan relevantes, pero puestos todos juntos nos acaban ofreciendo una panorámica perfecta de lo que supone apostar en rugby.

En líneas generales, las casas de apuestas suelen ofrecer buenas cuotas también en lo que se refiere a las apuestas eliminatorias, del mismo modo que las encontraremos también en las de hándicap. A veces ocurre que las diferencias de nivel son tan evidentes que las casas intentan hacer que el evento sea un poco más atractivo a través de los hándicap. Como ya os hemos explicado en otros artículos, este tipo de apuestas le conceden ciertas ventajas a la posibilidad más improbable para conseguir mayor igualdad. El débil parte con ventaja para igualar la contienda y dar mayor emoción a nuestras apuestas.

Como habréis podido comprobar, el rugby es una modalidad deportiva que tiene ya una importante presencia en las casas de apuestas. Además, se trata de un deporte con interesantes ventajas para los apostantes: ofrece múltiples posibilidades de apuesta y no contamos con tanta competencia como en otras muchas modalidades. Todo ello va acompañado siempre de interesantes cuotas que nos permiten optar a buenos beneficios. La parte compleja del rugby es la necesidad que tendremos de controlar mucha información, especialmente aquella que nos ofrece la estadística.

Desde www.comparadorapuestas.net no nos queda más que recomendaros el rugby para vuestras apuestas. Descubriréis un deporte duro, pero lleno de emoción en el que podréis lograr buenas cuotas y grandes beneficios.