Las apuestas deportivas, ¿cuánto dejan al estado español?

 

Como bien sabéis los seguidores habituales de www.comparadorapuestas.net , el crecimiento de las casas de apuestas deportivas ha sido espectacular y constante en los últimos años. Lejos de haber sido la flor de un día que muchos anunciaron, las plataformas de apuestas on line no han dejado de crecer mejorando año tras año sus resultados y balances.

Una de las cuestiones fundamentales y sobre la que ya hemos profundizado en muchas ocasiones, es el gran desarrollo tecnológico que han vivido estas empresas. Muy pronto fueron conscientes de la necesidad de dotar a sus clientes de las herramientas adecuadas para impedir cualquier tipo de límite a sus ganas de apostar. De este modo, aparecieron sus aplicaciones móviles, que no han hecho más que multiplicar clientes y ganancias para estas empresas alrededor del mundo.

Con una cada vez mejor tecnología y una mejora constante de su oferta deportiva, los resultados económicos de este tipo de empresas son cada año mejores y es algo que, obviamente, está teniendo cierto impacto también en las haciendas públicas de los países.

 

El caso español

 

El juego on line no estuvo regulado en España hasta la aprobación de la Ley del Juego On Line, algo que se produjo hace relativamente poco tiempo ya que no fue hasta el año 2012 cuando las Cortes españolas dotaron de esta normativa a su ordenamiento jurídico. Desde ese momento y con cifras del año pasado, el juego on line ha dejado en España más de 57 millones de euros en impuestos, según fuentes oficiales.

Si atendemos en concreto a las cifras registradas en el año 2013, el juego on line facturó en España 5.437 millones de euros, de los que 1.891 habían correspondido en concreto a las apuestas deportivas. Para muchos sectores críticos con la regulación específica del juego, esos 57 millones de euros recaudados es una cifra demasiado baja si la comparamos con los ingentes ingreses que estamos viendo. Si hacemos un rápido cálculo, comprobaremos que esa cantidad representa en 4,5 % del total da la recaudación del juego on line, un porcentaje muy bajo en comparación con lo que acaban tributando otros muchos sectores de la economía que operan también en el territorio español.

Para muchos expertos en la materia, el problema no reside tanto en la legislación española ni tampoco en su regulación en materia de pagos de impuesto, sino que es algo más profundo. Muchas de las casas de apuestas on line siguen teniendo su base de operaciones fuera de España, en lugares con una tributación mucho más beneficiosa para sus intereses. Muchas de estas casas de apuestas mantienen su sede en lugares como Gibraltar o Malta, pese a operar en muchos países, incluida España, claro está. Algunos señalan que el volumen de negocio que se mantiene aún al margen de la Hacienda española ronda el 40 % del total, una cifra, pues, más que considerable.

La aprobación de dicha ley obliga  a las empresas a cumplir con una serie de requisitos muy concretos. Uno de ellos es que todos deben estar alojados en un servidor web español y con el dominio .ES. Además, se le solicita también la realización de la tributación de impuestos en España con respecto a la actividad que hayan llevado a cabo en territorio español.

Pese a este marco legal, sigue quedando fuera de la tributación española ese 40 % de la actividad que antes señalábamos, lo que se traduce en alrededor de 40 millones de euros anuales de pérdidas para el fisco español.

En muchos aspectos, la aprobación de la Ley del Juego On Line no ha hecho más que llenar de incertidumbres el sector. Cierto que es que hasta el año 2012 existía un preocupante vacío legal, sobre todo, en lo referente a la declaración de las ganancias procedentes del juego. La traducción práctica de aquella situación era que muy pocos jugadores llegaban a declarar lo que ganaban a través del juego on line.

Con el cambio legislativo, todos los clientes de las casas de apuestas debieron repetir su registro al haber cambiado de dominio las casas, aportando su información personal. Las casas de apuestas mantienen el compromiso con sus clientes de que solo darán sus datos a la Dirección General de Ordenación del Juego y, en caso de ser requeridas para ello, a Hacienda.

 

¿Quién debe declarar a Hacienda y cómo lo hacemos?

En nuestras declaraciones de la renta solo estamos obligados a declarar nuestras ganancias patrimoniales. Para ello, debemos aplicar una fórmula de lo más sencillo: Saldo a 31 de diciembre – Saldo a 1 de enero + Retiradas anuales – Ingresos anuales.

Esta fórmula es la que debemos aplicar en todas las casas de apuestas en las que dispongamos de una cuenta, para poder calcular así el balance total de las ganancias o las pérdidas que tengamos. Si el resultado de ese balance dice que has tenido ganancias, deberás declararlas, y si has tenido pérdidas, como es lógico, no deberás hacerlo.

Pero la pregunta que surge de esto es: ¿estamos obligados a declarar siempre que ese balance nos arroje ganancias como resultado?  Vamos a ofreceros a continuación todos los casos en los que estarías en la obligación de hacerlo:

-Si superas los 22.000 euros de ingresos de un solo pagador.

-Si superas los 11.200 euros en ingresos de varios pagadores.

-Si superas los 1.600 euros de ganancias sujetas a retención (sobre todo, acciones).

-Si superas los 1.000 euros de ganancias patrimoniales sin retención. Es aquí el lugar en el que se encuentran las apuestas deportivas on line y también otras formas de juego como el póker o el casino.

 

Si no estás en ninguno de los casos anteriores o si has ganado menos de esos 1.000 euros en el juego on line, no hará falta que incluyas esas ganancias del juego en la declaración de la renta. Otro caso aparte es si tienes menos de 25 años y eres estudiante y no trabajas, y son tus padres quienes aún te incluyen en su declaración de la renta. En ese caso, son ellos quienes tienen la obligación de incluir  tus ganancias en el juego on line en su propia declaración. De todos modos, esta cuestión apenas les afectará en la mismo si los beneficios no superan los 1.000 euros que antes habíamos señalado.

 

Así son los resultados de algunas casas de apuestas

 

A continuación, os vamos a ofrecer un breve vistazo a las cuentas de resultados que hemos podido conocer de algunas de las más importantes casas de apuestas del mundo. Se trata, simplemente, de que podáis haceros una idea del tremendo negocio que supone ya el juego on line y tengáis de paso más elementos de análisis para opinar sobre la situación. Ahí van:

-Betfair: sin duda, estamos ante una de las mayores casas de apuestas no solo en España, sino a nivel mundial. La compañía opera en más de 140 países de todo el mundo y cuenta con cerca de 2.000 trabajadores. Como veis, son datos de una empresa enorme y de gran potencial.

Los datos que nos han ofrecido hablan de más de 4 millones de usuarios registrados y unos 7 millones de operaciones diarias. Por ofreceros una comparativa de lo que pueden significar estos datos, os diremos que es un volumen mayor que el que mueven juntos las bolsas de Londres y Nueva York.

Betfair recauda entre un 2 y un 5 % de las cantidades totales que un usuario acaba ganando con cada apuesta. La gran ventaja competitiva que ha logrado tener en los últimos tiempos Betfair con respecto a sus competidores es que ofrece la posibilidad de que los usuarios jueguen entre ellos, quitándose entre ellos las ganancias. Se trata de un modelo muy beneficioso para la casa de apuestas ya que nunca pierden y sigue quedándose con ese porcentaje al que antes aludimos.

Betfair reconoce un dato que ya os hemos ofrecido en algunos de nuestros artículos anteriores. El fútbol no es el deporte que más dinero deja en las casas de apuestas, viéndose superado por otras modalidades en función del país. Por poner un ejemplo, en el Reino Unido, las carreras de caballos generan más movimientos que el  fútbol y otros deportes no le quedan demasiado lejos. Modalidades como los dardos o las carreras de galgos con seguidos por los británicos con gran pasión y eso tiene su reflejo en las apuestas también. Por poner más ejemplos, los grandes partidos de tenis como las finales de cualquiera de los cuatro grandes mueven más usuarios, apuestas y dinero que un partido de fútbol de la liga más puntera.

Desde la propia Betfair nos han apuntado que, las finales de esos Grand Slam, han llegado a mover en su casa de apuestas hasta 55 millones de euros, una cantidad que no ha sido capaz de igualar jamás el fútbol, ni siquiera la final de la Liga de Campeones.

 
Registrar en Betfair 

­-Bwin: es, sin lugar a dudas, la casa de apuestas on line más grande del mundo y sus números económicos así lo ratifican. No disponemos de demasiados datos sobre la compañía, pero sí hemos podido acceder a los del año 2011. En ellos vemos que Bwin realizó un total de 114.200 transacciones diarias, únicamente, en apuestas deportivas lo cual es un volumen superior al del resto de sus competidores y con amplia diferencia.

Con esa cifra de movimientos, Bwin llegó a ganar ese mismo año 260 millones de euros después de que sus usuarios apostaran más de cuatro mil millones de euros en su plataforma. Cifras absolutamente increíbles y que hablan de una empresa gigante a la altura de cualquier multinacional del sector que sea.

Como habéis podido comprobar a lo largo de este artículo, el sector de las apuestas on line se ha convertido en un importante generador de negocio también en España. La tendencia al alza parece indicar que no se va a detener en los próximos meses, así que ya veremos hasta dónde son capaces de elevar las cifras. Sea como fuere, estamos ante un sector pujante que aúna muchas de las cuestiones que le convierten en un gran negocio: ocio, internet, pasión por el deporte y la posibilidad de ganar dinero con todo ello parece una receta que no puede dar más que grandes resultados. Como es evidente, veremos qué ocurre en los próximos años y meses, pero todo nos lleva a pensar que su peso económico será cada vez mayor y deberemos estar atentos a cómo varía la legislación en su constante búsqueda de adaptarse a este tipo de nuevos negocios en la red.

 
Registrar en Bwin